ESENCIAS

riotinto2-20

En el aire, en tránsito, en movimiento.

La espiral se expande, se contrae, como un diafragma de vida continuo, al ritmo de todos los ritmos, lleno y vacío de aire.

Así migran las aves, vuelan las semillas, siembran los granjeros…

Rutinas de días distintos donde uno nunca es el mismo, donde la evolución es crecer y crecer no significa envejecer.

cordoba-56

En el agua, en tránsito, en movimiento.

Las olas vienen y se van, entre corrientes, de aguas saladas, aguas dulces, arenas, rocas, corales, peces, algas… cada uno con su voz, juntos en armonía.

IMG_1930

En la tierra, en tránsito, en movimiento.

Pisando fuerte, conectando raíces, plantando, desplantando, intercambiando…

Libertad al aire limpio, al contaminado también, para sanarlo.

Seres vivos, peso, gravedad, espirales, círculos, todas las formas, fluyen vida y caos con las orquestas más tímidas y atrevidas en una gran ópera repleta de escenarios.

1-10

En el fuego, en tránsito, en movimiento.

Con la fuerza del todo se avecina y carboniza a su paso, dando paso a muerte, purificación y vida a la vez.

El que con más cautela hay que aprender a mover, a equilibrar, primero dentro, en el origen.

presentacion099

En el espacio, en tránsito, en movimiento.

Lo invisible del todo se expande, se contrae, todo es esencia.

Almas, energía, vibraciones, partículas, ruido, masa, materia…

El espacio no conoce al tiempo pero siente al aire, al agua y a la tierra.

El espacio no conoce el límite, lo traspasa.

¿Por qué poner límites a lo que ya es libre aún guardándolo en una jaula?

El límite es miedo, es tensión, es un hueso que quiere crecer y es frenado a la fuerza. Entonces aprieta e intenta salir por alguna otra parte, implotando y explotando como aire contraído que ansía expandirse y ser, transitar, moverse…

1-89

Destellos de luna en mar de tierra, esperanzas de agua en grietas desiertas.

Hojas que caen acariciando el cielo, posándose en el suelo con ternura.

Somos aire, agua, tierra, fuego, espacio…

Esencias…

sevilla-cadiz-15

Primer borrador escrito en 2014 – corregido en Mayo de 2015 en el trayecto en coche a “El Ancla”, junto al mar. Playas de Cádiz, nos vemos de nuevo, para compartir historias de alta y baja mar, noches de luna sin luna y de luna llena. Para respirar esencias, fundirnos en una sola, fluir entre olas…

Dedicado a las esencias que están, son y permanecen en todo y en todos. Fragancias únicas de inigualable valor. Gracias por ser, estar y compartir fragancias de vida.

Irene L. Domínguez Márquez